As Within, So Without

Como Es Adentro, Es Afuera

El encantador Brian Truskowski me entrevistó para su podcast "IluminarCuando me presenté, le dije soy bruja, que hago magia y que tengo un montón de herramientas espirituales que me han permitido construir una vida realmente hermosa, la cual disfruto mucho. También soy activista, paso mis días trabajando en el cambio social y estoy obsesionada con el contexto político socioeconómico que nos afecta a todos.

Estas dos cosas son piezas centrales de mi identidad, el cómo y el por qué de mi brujería es un cuento más largo, pero soy activista porque no puedo ser bruja y no querer influir también en el mundo exterior. Como es adentro, es afuera.

En mi conversación con Brian, le conté sobre tres ideas que son importantes para mí, de las que me has oído hablar antes, pero que explican mi profunda conexión con la brujería y el activismo:

1. La paradoja es el principio organizador de la vida.

Cuando creo en esta idea, puedo amar más abiertamente y puedo amar más plenamente. Creo que la conexión y la encarnación del amor es lo que necesito para estar sana y feliz. Las cosas que aparentemente son contradictorias pueden ser ciertas al mismo tiempo: puedo ser muy estratégica y muy analítica y muy aguda operando en un entorno pseudo corporativo y aportar un lente de estrategia descolonizadora, aportar un corazón abierto, aportar una profundidad de intuición. Eso no hace que la estrategia sea menos válida y no hace que la magia sea menos mágica. Pero es trabajo: incorporar cosas aparentemente contradictorias y encarnar la paradoja. Poseer la paradoja significa que entiendo que puedo hacer malas cosas, pero eso no me convierte en una mala persona. Puede que no seas el ser humano que quiero que seas 100% del tiempo, y eso no te hace menos humano. Aceptar esto me permite amarte de todos modos, y amarte abiertamente y con compasión. Puedo hacer esto para mí misma primero y luego por todos los demás. 

2. Decir la verdad es el camino de la liberación.

El acto de decir la verdad en sí tiene poderes mágicos. Cambia la conciencia, crea conexiones, transforma realidades. Si no hay problema, no hay solución, y como ciertamente construimos nuestra realidad al verbalizarla, es fundamental buscar la verdad, contarla, y cuando creas que la has encontrado, sigue buscándola. La verdad es la dirección del viaje, no un lugar en sí.

3. La política importa.

El surgimiento del fascismo, del autoritarismo, de la opresión y la violencia son reales. Lo menciono cada vez que tengo la oportunidad porque la forma en que suceden estas cosas a nivel político es cuando intentamos fingir que no está sucediendo, o tenemos demasiado miedo de hablar de eso. Me aterra la situación política en los Estados Unidos y, aunque no puedo hacer todo para solucionarlo, puedo hacer algo al respecto. Esto no se resolverá solo, lo solucionaremos entre todos. 

Entonces, si crees que podemos darle “luz y amor” al desastre actual para resolverlo, por favor toma asiento y escucha a las mujeres y los hombres que han resistido durante siglos y aprende de como lo han hecho para sobrevivir. Si crees que puedes hacer un batido verde para saciar de tu sed espiritual, tienes un largo camino por recorrer en tu búsqueda y se me ocurre mencionar que tu camino será más claro si piensas en los demás también.

No tienes que ser bruja para tener poder espiritual, pero ayuda. No tienes que ser activista para ser feliz, pero ciertamente no duele. Quiero invitarte hoy a que hagas una cosa que te acerque más al espíritu, y una cosa que hará que el mundo que te rodea sea un poco mejor. Y déjame agradecértelo en nombre de la Vida.

 

The Liberation in Discomfort

La liberacion en la incomodidad

Los gentrificadores piden justicia social: una de las muchas paradojas de la vida

He estado pensando mucho sobre lo que significa el estar incómodo y por qué a la gente le da tanto miedo. La ilusión de la certeza (incluso si la certeza es de algo negativo) es tranquilizadora, mientras que la realidad de lo complicados que somos como humanos puede hacernos sentir muy incómodos.

Durante los últimos dos mil años hemos hecho un trabajo fenomenal al negar nuestra naturaleza, exiliando partes de nosotros mismos que habrían hecho imposible desarrollar un sistema capitalista extremadamente patriarcal, misógino, racista, neoliberal que nos haga luchar por la liberación. Hemos reforzado un sistema que favorece algunos tipos de ideas sobre otras: la idea de ser hombre, heterosexual, capaz, rico, de alguna manera superior. Ese sistema solo funciona si aceptamos la idea de que algunos humanos son mejores que otros, y que todos somos muy diferentes.

Pero no hay humanos mejores que otros, y todos somos iguales. No se trata de género, raza, orientación sexual, clase, ingresos, riqueza o cualquier otra categoría en la que nos ubiquemos. Se trata del hecho de que ponernos en categorías al extremo que lo hemos hecho es tóxico para nuestras almas, y destructivo para las comunidades y sociedades. Sólo cuando nos encajonamos como "otro" podemos abusar y explotar a otros (que es como funcionan todos los "ismos").

Y sin embargo, por supuesto que todos somos diferentes, y esas diferencias hacen que la vida sea increíble. Esas diferencias también han hecho que algunas de nuestras vidas hayan sido un infierno durante generaciones, simplemente porque estamos en la categoría equivocada. Mi punto es que no somos tan diferentes que algunos de nosotros "merecemos" mejor o más que otros. Ambas cosas son ciertas: todos somos únicos y todos somos iguales, todos somos diferentes y, sin embargo, todos somos uno. La vida es una paradoja. La paradoja es incómoda.

Estoy fascinada por la intersección de la espiritualidad y el activismo, porque tenemos que aceptar la paradoja que describo para hacer un cambio real. Tenemos que considerar que todos tenemos diferentes visiones, deseos y necesidades, y sin embargo somos iguales en el sentido de que todos queremos una poder satisfacer esas visiones, deseos y necesidades. Como mencioné antes, creo que la paradoja es el principio organizador de la Vida, y la única forma en que sé aceptar la paradoja es la práctica espiritual.

Mi cerebro no puede aceptar fácilmente la paradoja, no de la manera en que mi corazón y mi espíritu pueden hacerlo. La verdad es que cada categoría que utilizamos para alienarnos y abusar unos de otros está presente en todos nosotros. Algunas personas pueden verse perfectamente sanas y estar luchando con enfermedades o discapacidades. Soy mujer y, sin embargo, tengo muchas de las características que tradicionalmente se asocian con los hombres. Los hombres también sufren de no poder expresarse plenamente en un sistema que los desalienta de poseer cada aspecto de su ser. Y todos los otros géneros están luchando para ser reconocidos y vistos. ¿Qué nos pasa? Estoy horrorizada por lo que el consumo excesivo le está haciendo a nuestros cuerpos y almas y al planeta, pero definitivamente tengo una veta codiciosa en mi ser. Tu también la tienes. Todos la tenemos.

Entonces, mientras no nos sintamos cómodos con la paradoja, continuaremos poniéndonos a nosotros mismos y a los demás en pequeñas y limitantes cajas de “bien contra mal” y “nosotros contra ellos”, olvidando que todos somos víctimas y todos somos perpetradores, que todos somos divinos y también malvados al mismo tiempo. Todos nosotros. Estas cajas no nos llevan hacia la liberación. En absoluto. Nos mantienen encarcelados. 

Y, sin embargo, nuestras identidades son críticas y sagradas y no podemos perderlas, y no debemos perderlas. Pero realmente necesitamos dejar de usarlas como arma. No podemos atacarnos por ser quiénes somos. Necesitamos mantener las categorías mientras honren nuestra identidad, y debemos desmantelarlas en la medida en que las usamos para abusar unos de otros. Las dos cosas son verdad. Esto es una paradoja, y puede ser incómoda. Es más cómodo aferrarse a la ilusión de la certeza que aceptar la realidad de la paradoja. La paradoja es incómoda. Pero es en esa incomodidad es que caminamos el camino de la liberación. No estoy sugiriendo que lo disfrutes, solo te animo a que te sientas lo suficientemente cómodo como para que dejemos de sabotear nuestra liberación. En este caso, es real que estamos todos en la misma.

Two Magical Powers for Evil Times

Dos Poderes Mágicos para Tiempos Malvados

La magia es la naturaleza y está en la naturaleza.

Ya que los tiempos lo exigen, las últimas semanas me he centrado mucho en la situación sociopolítica en los Estados Unidos. Estos son tiempos atroces, aterradores, cambiantes y malvados. Son palabras fuertes, pero un serie de linchamientos en los Estados Unidos son efectivamente, malvados. Hoy quiero compartir con ustedes dos poderes mágicos que pueden ayudarnos a sobrellevar esto y, con suerte, incluso comenzar a sanarnos y transformarnos.

Poder Mágico #1: Paradoja

El mensaje más poderoso que puedo compartir con ustedes hoy es este: la paradoja es el principio organizador de la vida. 

Es absolutamente crítico que desarrolles la práctica física, emocional, intelectual y espiritual de sentirte cómoda con la paradoja. Por ejemplo: todos somos parte del ciclo eterno de nacimiento, muerte y renacimiento. La muerte es absolutamente inevitable. Sin embargo, esa no es razón para ser apático con respecto al asesinato sistemático de personas. Aquí hay otro ejemplo: lo más probable es que no hagas ninguna diferencia, pero no puedes no intentarlo. Debido a que nunca sabemos realmente lo que cambiará las cosas, debes arrojar consistentemente todo tu amor, mente, energía y recursos, no por llegar a un resultado, sino porque tu contribución para llegar eventualmente nos llevará a todos allí. Por último: debes ponerte en primer lugar para tener una buena vida, y la única forma de tener una buena vida es sirviendo a los demás. Ambas afirmaciones son ciertas, y encontrar la manera de encarnarlas es la clave para la liberación y la felicidad, y les toma a la mayoría de las personas toda la vida. Muchos ni siquiera lo intentan, se quedan atrapados en un egoísmo sin alma o se convierten en mártires por causas que no necesitaban más mártires. No seas esa persona

Poder Mágico #2: La Naturaleza

Segundo poder mágico para manejar estos tiempos malvados: recuerda que eres un ANIMAL. Un animal humano.

Esto significa que estás tanto en la naturaleza como lo están los perros, los árboles, el océano, tu músico favorito y tu político más detestados, y las ratas. Y eso significa que eres parte de los elementos y los elementos son parte de ti. Mantenerte conectado con el viento, el fuego, el agua y la tierra es fundamental para tu cordura y bienestar. También te ayudará a alinear tu mente, energía, emociones y cuerpo, y a conectarte con la Tierra y el Universo en general. Darte cuenta de que eres solo otro animal en este planeta es bastante liberador: simplemente tienes un rol en el ecosistema y no eres tan importante. Necesitas comer, dormir, follar, sentirte seguro y conectado, no es tan complicado. Sin embargo, como vimos en el poder mágico #1, la paradoja es que no eres solo un animal, eres un animal humano, lo que significa que tienes la capacidad de pensar, evolucionar espiritualmente, tienes agencia y el poder de elección. Puedes elegir vivir una vida completa. Puedes elegir vivir una vida generosa. Puede optar por exigir derechos humanos para todos. Y un montón de otras cosas que nuestros parientes en el reino animal no pueden hacer de la misma manera. Cuanto más te rindas a la paradoja de tu insignificancia como otra bestia en esta roca, más importante será tu papel como humano, y más significado tendrá tu vida, y más feliz serás, y mayor será la diferencia que hagas para los demás y para ti misma antes de que se te acabe el tiempo. 

Y estos poderes de aceptar la paradoja y comprender la naturaleza y mi parte en ella, son una pequeña y dulce muestra de lo que se trata la magia, y cómo puede ayudarnos a atravesar y transformar estos tiempos.

Witchy Tips to Talk About Race with your Racist Loved Ones

Consejos Brujisticos para Hablar sobre Raza con tu Gente Racista

tips to talk about race with your racist loved ones

Consejos de Witchy para hablar sobre la raza con tus seres queridos racistas.

Creo que el cambio ocurre de adentro hacia afuera y de afuera hacia adentro, que necesitamos transformaciones sistémicas tanto como evoluciones personales, y que lo único que podemos hacer es lo que podemos hacer hoy, y nada más...pero que no podemos no hacerlo. ¿Se entiende?

Así que esta semana te contaré cómo conversar con el racista en tu vida. Esto NO es en vez de hacer tu parte en el cambio sistémico: participar en la vida cívica a nivel local y nacional, comprar en negocios de gente negra, salir a protestar, firmar peticiones, etc... puedes encontrar mucha información en línea sobre cómo participar en este momento. Asegúrate de hacer lo que mas puedas.

Pero hoy, me voy a enfocar en ayudarte a sobrevivir la próxima reunión familiar, o la cena de esta noche, con tu gente racista.

 

Consejo #1: Escucha (las personas rara vez cambian de opinión porque se les dice que lo hagan).

Cuando tu ser querido diga una imbecilidad racista, generalmente sirve un propósito: esa idea tiene una función en su vida. Es una forma de dar sentido al mundo, de justificar lo difíciles que están las cosas, de sentirse mejor consigo mismos. El escuchar el subtexto de su racismo te ayudará a lidiar mejor con su idiotez (recuerda, estamos hablando de seres queridos, sólo te estás dando la molestia de interactuar con esta gente porque el amor es el amor). Escucharles te dará una idea de qué miedo en realidad está ocultando su racismo. A veces da la impresión que algunas personas sólo quieren odiar sin razón. Sin embargo, ningún bebé nace racista, todos tuvimos que aprenderlo. Hay algo más detrás de ese racismo. Escúchalo.

Consejo #2: Empatizar (la gente quiere sentirse comprendida, incluso los racistas).

Una vez que entiendas lo que realmente está sucediendo y que está haciendo que tu ser querido diga una mierda indescriptiblemente jodida y racista, estarás mejor equipado para entablar un verdadero diálogo con ellos. Asegúrales que estás entendiendo el miedo / la necesidad / la visión del mundo subyacente que los lleva a hablar como lo hacen, a pesar de estar en desacuerdo 100%.

Consejo #3: encuentra puntos en común (la gente quiere lo mismo, solo estamos en desacuerdo sobre cómo lograrlo).

Del Consejo #2 deberías tener una buena idea sobre cuál es el miedo / la necesidad / la visión del mundo subyacente que tiene tu ser querido la cual alimenta su racismo. Por ejemplo, quieren sentirse seguros, quieren tener estabilidad económica, quieren un buen futuro para sus familias. Asegúrate de compartir con ellos sobre tus propios deseos y aspiraciones, miedos y necesidades, y explica que todas estas son necesidades muy humanas, pero…

Consejo #4: Ofrece nuevas ideas (las personas pueden aprender y aprenden).

... ser racista no va a mejorar tu vida simplemente porque se la estás jodiendo a otra persona. Los derechos humanos no son torta, no se acaban porque todos los tenemos. Asegúrate de estar lo suficientemente entendido en los conceptos básicos del racismo sistémico como para construir un argumento convincente sobre por qué no ser un racista de mierda no los perjudicará.

Consejo #5: Sepa cuándo callarse la boca (a veces las personas necesitan que no las jodan).

Algunas personas realmente no quieren escuchar, no todavía. No están listos para evolucionar. No importa. No te molestarías con una plantita chica por no ser árbol, pero el agua y la luz del sol que les traigas les va a servir más adelante. Ten fe.

Consejo #6: Desapégate del resultado (las personas cambian el mundo, pero rara vez en la forma en que piensan).

El punto de hablar sobre raza con tu ser querido racista no es que se conviertan en antirracistas de la noche a la mañana, sino en que tú seas el mejor antirracista que puedas. Y quién sabe, unos años más tarde, esta conversación podría ser recordada por ellos como el primer paso en su propio viaje hacia la liberación.

Consejo #7: Sigue (no puedes cambiar el mundo, pero puedes comenzar a cambiarlo).

Te recuerdo, no tenemos idea de qué papel real estamos jugando en la vida. No sabemos a quién estamos ayudando a cambiar. No podemos saber qué impacto tendrá nuestro amor. Pero igual hacemos lo correcto, porque ser así es la mejor manera de ser, y no porque recibamos un premio.

Ahí lo tienes, 7 consejos para hablar sobre raza con tus seres queridos racistas. Si deseas unirte a los próximos talleres con más herramientas y recursos para hacerlo con gracia, contactame aquí: FORMULARIO PARA CORREO ELECTRÓNICO. 

14 + 5 =

Productivity: Personal & Political

Productividad: Personal y Política

Cuando el problema es macro, esta es la solución

He estado pensando mucho sobre la productividad recientemente. Por un lado, parece estar en el éter: dada la pandemia, la gente está tratando de descubrir cómo "hacerlo todo". Si tienes la suerte de tener un trabajo que puedes hacer desde tu casa, ¿cómo lo haces mientras tratas de llevar la casa y cuidar a los niños? O si aún necesitas ir a trabajar, ¿cómo puedes hacerlo de manera segura para mantener saludable a tu familia? Si ya no tienes trabajo, ¿cómo vas a llegar a fin de mes? La gente está luchando con una lista de cosas terriblemente larga y difícil.

Yo estoy en la situación ridículamente privilegiada de tener trabajo remunerado, hacerlo principalmente desde la casa desde hace años (antes de la peste) y vivo sola. Lo que significa que en este momento no tengo que viajar para trabajar y puedo quedarme en la casa y trabajar, cocinar, hacer ejercicio, comer, hacer magia, dormir, lo que sea. Todo desde la casa, pero sin distracciones, excepto las que yo elijo.

Y sin embargo, me está costando mucho "hacerlo todo". Así que me he estado preguntando qué es "todo" y cuál es el valor de hacerlo. En mi caso, es así:

Todos los días, necesito sentarme al frente de mi altar. Saco una carta, escribo en mi diario y medito 20 minutos. A veces también trabajo en otras cosas de brujería, pero esas tres acciones no son negociables, lo que significa que me siento al altar durante al menos 30 minutos todos los días. Hago esto porque mi relación con el Espíritu es lo que guía todo lo demás en mi vida. También porque, si no, otras personas tienen más probabilidades de recibir La MIrada™ de mí parte, generalmente sin buena razón. Necesito comenzar el día con alineación espiritual e higiene mental y emocional.

Hace un mes, comencé a hacer ejercicio en casa. Hice un desafío de 30 días de hacer ejercicio durante 15 minutos todos los días y, de hecho, lo completé, así que me gradué a la versión de 90 días y, aunque me estoy agotada, lo estoy haciendo. Porque sé que quiero poder tocarme las rodillas en 20 años, y porque las endorfinas ayudan a la salud mental. Es aburrido y lo odio, pero lo hago de todos modos porque creo que es lo mejor para mí a la larga. Así que estoy buscando una manera de incorporar el ejercicio a mi rutina. Hoy lo logré las 3pm. Decir ah.

En mi trabajo de consultoría me hace trabajo con un grupo que quieren sacar al payaso actual de la Casa Blanca y reformar la democracia en los Estados Unidos, y otra organización que quiere acelerar la restauración del ecosistema global. Me encantan ambas ideas, estoy feliz de ayudar, me siento re bien de poder contribuir ... y además me me paga las cuentas. Así que esto me toma harto tiempo, lo que está bien.

También quiero escribir más, hacer más lecturas de tarot, terminar el curso en línea que estoy desarrollando, vender el guión que FINALMENTE completé después de cinco años y medio de trabajo, hablar con mi mamá, ver a mi sobrinita, pasar el rato con mis amigos, estar con mi pareja. Todo esto mucho para encajar en un día o un mes. Y ni siquiera tengo la carga adicional de tener que cuidar a una familia o tener que buscar un trabajo o sentirme en constante riesgo de enfermarme (no más que cualquier otra persona que siga todas las precauciones). Y sin embargo, la sensación de que todo es "demasiado" sigue siendo real.

Una inteligente amiga me dijo una vez que si no estoy satisfecha con algo, hay dos opciones: el problema es micro, a nivel individual, en cuyo caso busca ayuda (es decir, anda al psiquiatra, a un grupo de apoyo, lee autoayuda , trabaja la magia, etc.) o es macro, a nivel sistémico, en cuyo caso, ¡organízate!

Creo que en este momento la transformación en curso nos está pidiendo que miremos nuestras vidas desde ambas perspectivas. Desde un punto de vista personal: ¿qué es lo que realmente te importa? ¿Qué necesitas realmente? ¿Qué valoras más? ¿Estás nutriendo lo importante? ¿Cómo puedes obtener apoyo? Desde una perspectiva sistémica: no te lo estás imaginando, eres un peón de los poderosos, tus necesidades no están siendo consideradas, y de hecho te están pidiendo que hagas lo imposible, y de alguna manera lo estás logrando, mierda, eres increíble ! Pero ya basta. 

Considera lo que es factible y lo que definitivamente es pedirle mucho a un ser humano, y decide si necesitas abordarlo a nivel individual o macro. No tengas miedo de compartir con otros donde te sientes sobrepasada; es probable que otras también lo sientan. No te sientas inadecuada porque no puedes "hacerlo todo", ¡nadie puede! ¿Y por qué quieres hacerlo todo? Yo me di cuenta de que mucho de lo que realmente valoro son cosas que no pagan las cuentas, y que la mayoría de las personas considerarían una pérdida de tiempo. Por suerte, he podido encontrar formas de mantenerme financieramente que no me molestan en absoluto, y soy libre de pasar el resto de mi tiempo brujeando, sin tener que justificarselo a nadie. Pero el trabajo logístico para llegar a esto a nivel práctico y el trabajo emocional de alinearme conmigo misma para valorar lo que valoro y dejar que me guste lo que me gusta y hacer lo que hago no fue fácil. O rápido. Pero valio la pena. Aún así, tenemos mucho trabajo por hacer en el nivel macro. Te veo en esa.

A Witch’s Inner Work

El trabajo interno de una bruja

 

En la época del Covid, se ha conversado mucho sobre lo que es realmente el "trabajo". Muchos hombres (en general, los hombres), que no pudieron reconocer el trabajo de cuidado y el trabajo doméstico antes de la plaga, se sienten desconcertados por la cantidad de trabajo conlleva el simplemente "ser": estar limpios, alimentados, vestidos, atendidos, cuidados, educados, etc. Especialmente para las familias cis-het que están atrapadas en casa, muchos de los hombres han tenido una experiencia real sobre la cantidad de trabajo (generalmente no remunerado) que hacen las mujeres para mantener al mundo girando. Y muchos, si no la mayoría, están en estado de shock.

Esto apunta a inequidades sistémicas. El hecho de que un trabajo se valore más que otro trabajo no es noticia y ni siquiera es interesante. Gran parte del trabajo de cuestionable valor real y práctico (por ejemplo, la gestión de inversiones financieras) se paga exponencialmente mejor que el trabajo de verdad, de valor real y práctico (por ejemplo, las labores domésticas). Sucede que el trabajo mejor remunerado que no estoy segura de ver cómo contribuye al mejoramiento de la humanidad tiende a estar en campos dominados por hombres, y el trabajo menos remunerado ... como supiste?!?!

Así que imagínate cuánto más devaluado es el "trabajo interno". Aquí defino el trabajo interno, como cualquier trabajo que te lleve a convertirte en una persona más amable, un ser humano más generoso y compasivo, una mejor compañera de la raza humana. Este es el trabajo más difícil que hay. Se necesita inmensa valentía. Se siente como el trabajo más lento del planeta. A veces es super solitario y hasta doloroso. No solo no es remunerado, sino que generalmente es bastante costoso: requiere tiempo, energía y dinero para terapia, talleres, libros de autoayuda, clases, etc. Porque el trabajo más crítico de alinearnos con nuestro propósito, de curar nuestras heridas y perdonarnos unos a otros, y de convertirnos en las personas que necesitamos ser para amarnos a nosotros mismos y a los demás, no es un trabajo que la mayoría de nosotros sepamos hacer.

Lo que explica el estado del mundo.

Cuando no sabemos cómo sentarnos en silencio, cuando no sabemos cómo conectarnos con nuestra esencia más clara, cuando no sabemos cómo escuchar nuestra intuición, cuando no sabemos cómo revelarnos a nosotros mismos nuestras verdades más profundas, cuando ni siquiera sabemos por dónde empezar con todo esto, está claro que vamos a dejar la embarrada. Cuando no tenemos las herramientas básicas para hacer el trabajo más básico, nos quedamos pegados, nos separamos de nuestras almas, nos desconectamos unos de otros, y perpetuamos un sistema que no nos ayuda a hacer nuestro trabajo interno.

Continuamos como zombies frente a las pantallas, vivimos con el miedo de perder o no ganar plata, comemos, tomamos, compramos y follamos para tapar nuestros sentimientos en lugar de quedarnos con ellos hasta que pasen, como inevitablemente siempre sucede. Y el resultado de esto es una experiencia personal que simplemente duele, y un sistema económico que perpetúa nuestra incapacidad para tener una experiencia humana completa.

Así que compartí contigo que ayer hice un simple ritual de destierro que me dejó sintiéndome brillante y nuevo. Llevaba miedo que realmente no tenía ningún propósito, y decidí hacer lo que sé que funciona para deshacerse de él (si desea la versión detallada, envíeme un correo electrónico). Y aunque realmente no espero que me paguen por hacer mi propio trabajo interno, estoy listo para que reconozcamos que ES, de hecho, trabajo. Y esta obra sagrada no solo mejora mi vida, nos beneficia a todos. Cuando me ocupo de la porquería que me está agobiando y, invariablemente, saldré de lado, ya sea a víctimas inocentes o a mi pareja o familia o clientes, me aseguro de ser un lunático menos deambulando por las redes (solía ser las calles , y espero que este sea el caso nuevamente pronto, pero por ahora, las redes interpersonales difunden cosas que el mundo no necesita. Y con suerte, incluso modelando formas de ser que ofrecerán el nuevo mundo para el que todos estamos preparados para estos días.

No te avergüences de darte crédito por tu arduo trabajo, incluso si el sistema patriarcal, misógino, supremacista blanco, capitalista neoliberal en el que estamos quiere borrarte. A la mierda todo eso, yo te veo.

es_CLEspañol de Chile
en_USEnglish es_CLEspañol de Chile